miércoles, 24 de septiembre de 2014

10 reglas a seguir para lograr una foto de paisaje perfecta

Conseguir una espectacular fotografía de paisajes no es tan simple como puede llegar a parecerte, de hecho, es una de las disciplinas fotográficas más difíciles de dominar dada la gran cantidad de elementos “no controlables” con los que deberás trabajar para poder traducir un increíble paisaje en una asombrosa fotografía.

El clima, el viento, las condiciones de iluminación, el terreno, las nubes, los árboles y lagos, el tiempo para realizar las tomas, el equipamiento, y un sinfín de variables que, en su mayoría no podrás controlar, entran en juego al momento de tomarle una fotografía a un paisaje. Estos son los elementos a los cuales deberás agregarle ciertos ingredientes para que puedas preparar tu foto de paisajes perfecta.

Una vez que conozcas cuales son los ingredientes no podrás dejar de utilizar en tu receta, solo bastará que los mezcles a tu gusto para que puedas lograr esas fotos que tanto deseas. ¿Cómo? Leyendo el siguiente artículo! Prepara el delantal y una buena cuchara que comienza la cocción.

Para preparar la base

Una buena cámara: entendiendo por una buena cámara a toda aquella que te permita tomar una fotografía, esto es: tu cámara. Lo único que necesitas para tomar excelentes fotografías es una cámara de fotos, nada más. La excelencia la pones tú.
Distancia focal adecuada: y hago referencia a la distancia focal y no al objetivo en sí ya que siempre es preferible que la calidad del objetivo sea la mejor pero esto no quiere decir que no puedas tomar impresionantes tomas de paisajes con el objetivo que tengas a mano. Lo que sí es realmente importante es que puedas contar con distancias focales cortas para que una gran porción del paisaje quepa dentro de tu encuadre. Las distancias focales óptimas para la fotografía de paisajes son de los 8 a los 25 mm que corresponden a los objetivos “angulares”.
Un trípode: la luz del ambiente presente en una escena de paisaje puede no siempre ser la ideal para que puedas disparar tu cámara sosteniéndola con tus manos, por lo que si quieres evitar que una foto termine por arruinarse por las vibraciones indeseadas de tu cámara, el trípode será tu gran aliado. Si ya tienes uno, montarlo correctamente es muy fácil, y si no te has hecho con uno aun, puedes hacerlo tú mismo leyendo el siguiente artículo: “Bricofotografía: Cómo Montar Accesorios Fotográficos Caseros”.
Algunos accesorios extra como: un bolso, baterías y pilas de repuesto, un filtro de densidad neutra y/o un polarizador, un disparador remoto y un flash son algunos de los accesorios que, si los tienes a mano, puedes llevarlos contigo ya que te ayudaran en tu búsqueda de la receta fotográfica de paisajes perfecta.

No olvides lo más importante: TU.
Los ingredientes que no puedes olvidar a la hora de preparar tus fotografías de paisajes

1. Una gran cantidad de nitidez: en la fotografía de paisaje la nitidez es fundamental. Si al tomarle una foto, partes de éste han quedado fuera de foco y no son distinguibles el mismo no se podrá apreciar. El ojo humano se centra en lo que está en foco y tiende a pasar por alto lo que no lo está. Es por ello que, si quieres que tu fotografía de paisajes sea un éxito, deberás trabajar con aperturas de diafragma pequeñas y distancias focales cortas. ¿Quieres ampliar un poco estos conceptos? Lee el siguiente artículo: “11 consejos simples para una impresionante fotografía de paisajes”.


Mayor nitidez gracias a utilizar aperturas de diafragma mas pequeñas
2. Una rebanada de sensaciones: debes procurar de logar que los espectadores sientan lo que se conoce como “sensación de lugar”, y esto es, la sensación de que están dentro de la fotografía y no solo viéndola. Se trata de romper los límites del alto y ancho del encuadre para situarlo dentro de este.

3. Una cucharada de mensajes: además de trasmitir sensación de lugar, si quieres que tus paisajes digan más de lo que muestran, deberás intentar de capturar no solo un hermoso paisaje, sino un momento espectacular. ¿A qué me refiero con momento? No hago alusión al tiempo sino a los sentimientos que una determinada escena pueden trasmitirle al observador: tristeza, esperanza, alegría, etc. Sin los mensajes implícitos, las fotografías no serían lo que son. Después de todo, una imagen vale más que mil palabras, y una excelente fotografía, puede llegar a valer más que varios libros.

Sensación de inmensidad y de paz
4. El jugo de los elementos compositivos: para que toda fotografía cause el impacto que deseas deberás de sacarle todo el jugo a tus conocimientos en composición para trabajar la disposición de los elementos en el encuadre, ubicar el horizonte, dirigir las miradas con las líneas, atrapar la atención de la mirada con el ritmo. ¿Cómo hacerlo? Leyendo los siguientes artículos: “Domina El Uso de las Líneas en Tu Composición Fotográfica” y “9 Consejos y Trucos Para Mejorar Tu Composición Fotográfica”.

5. Protagonistas, a gusto: en este tipo de disciplina fotográfica puede que el protagonista sea el propio paisaje o bien algún sujeto u objeto que puedas utilizar dentro del encuadre para reforzar tus mensajes. La fotografía de paisaje es un todo y los elementos que escojas para que formen parte del encuadre deben ayudarte a potenciar el mensaje que llevan tus fotografías. De acuerdo a la proporción que este ocupe del encuadre ganará mayor protagonismo que el paisaje en sí por lo que deberás de prestar especial atención al lugar que ocupará en este. ¿Quién puede ser tu protagonista? Básicamente cualquier objeto o sujeto que haya llamado tu atención como para tomarle una fotografía: un árbol, unas rocas, un lago, rio o cascada, etc. Otras formas de dar protagonismo en el siguiente artículo “16 Formas de Dar Protagonismo a Tus Sujetos”.

El protagonista del paisaje
6. Una tajada de un buen fondo: si ya tienes definido un protagonista para tu fotografía, bien puedes utilizar el paisaje como fondo para acompañarlo y situarlo dentro del encuadre. Recuerda que, por más que no sea el motivo principal de la fotografía, no quiere decir que puedes dejar de trabajar con él. Los fondos pueden potenciar o arruinar tus fotografías por lo que no puedes dejar de pasarlos por alto. Recorre toda la escena, prueba distintos tipos de encuadres, distintos ángulos, e incluso mueve a tu protagonista si consideras que el fondo no es el apropiado, pero nunca lo pases por alto. Aquí tienes “11 Consejos Para Captar Fotos con Impresionantes Fondos” para poner en práctica.

7. Una hora de iluminación: como te comente en el artículo “15 formas de dominar tu materia prima, la luz”: los mejores momentos para sacar fotografías en exteriores son en las denominadas “hora azul” u “hora dorada”. La hora crepuscular, que es aproximadamente una hora antes de que se ponga el sol hasta una hora luego de que el mismo se ha ocultado en el horizonte y también las primeras horas del día mientras amanece, son el momento ideal para aprovechar la gran variedad de tonos y colores que el cielo tiene para ti.

La hora azul
8. Una porción de creatividad: intenta romper con la monotonía de los típicos paisajes “postal” que ya tanto aburren y consigue tomas únicas de momentos comunes. El paisaje en si no lo es todo, ya que utilizando algunas técnicas especiales podrás darle un matiz único y especial. Algunas de las técnicas que puedes utilizar para transformarlo en algo mucho más espectacular son: largas exposiciones, convertir el agua en seda, el uso de filtros, fotografía de alto rango dinámico, etc.

Paisaje hecho con un filtro de densidad neutra
9. Una pizca de edición: si bien te haces fotógrafo disparando tu cámara, es indudable el aporte que el procesado en el ordenador ha logrado en la fotografía digital, por lo que no puedes desconocer las posibilidades que te ofrece. Sí, es cierto que no hay como obtener la fotografía final el instante posterior a soltar el obturador, pero no todos los fotógrafos cuentan con los filtros y el equipo necesario para lograr todo lo que se imaginaron de un paisaje al momento de congelarlo en una fotografía. La edición posterior en donde puedes ajustar ciertos parámetros desde el ordenador es clave. Recuerda que no estoy hablando de retoque, en donde añades elementos que no existieron al momento de la toma sino de edición, en donde se ajustan ciertos parámetros como el balance de blancos, el contraste, las luces y sombras etc., pero sin añadir nada a la fotografía original. ¿Photoshop? Nada de eso: “20 programas de edición de fotos online”.

10. Muchas ganas de aventurarte: si no tienes ganas de dejar tu cómodo sillón en búsqueda de unos espectaculares paisajes no habrá ingrediente que pueda por sí mismo convertir tu sala de estar en un increíble paisaje. Por ello, comienza a juntar ganas desde ahora y no dejes de planear tu próxima aventura en busca de esa fotografía de paisaje para poner en práctica tu receta final.
Fuente: http://www.blogdelfotografo.com/10-ingredientes-foto-paisaje/

No hay comentarios.:

Publicar un comentario